sábado, 20 de abril de 2013

La Unión - Tentación (1990)

ANTECEDENTES E INTRODUCCIÓN.
Me he dado cuenta que solamente hemos hablado de un disco de La Unión hasta la fecha y teniendo en cuenta lo que me gusta el grupo compuesto en la actualidad por Rafa Sánchez como cantante, Luís Bolín al bajo y Mario Martínez a la guitarra, es demasiado poco. Si además le sumamos el hecho de que hemos podido contar con Rafa Sánchez en nuestro programa de radio, al igual que con el manager y biógrafo oficial Javier Adradós, el agravio es mayor. Ya comentamos “Mil Siluetas”, pero de su discografía quizás el otro disco que más me guste sea “Tentación” de 1990. Con él me he quedado para esta semana.

En aquellos comienzos de los 90, La Unión ya eran un trío. Superado con éxito el abandono de Iñigo Zabala con la edición de “Vivir Al Este Del Edén”, “Tentación” sería la confirmación de la buena marcha del grupo en formato de a 3. El disco anterior funcionó más que bien. Aparte de incluir un puñado de clásicos del repertorio del grupo, destacó que “Más y más” fuera incluso sintonía de La Vuelta Ciclista A España de aquel año, con el caché que ello supone, sobre todo en aquellos días más que en la actualidad.

Tentación es un disco intenso, ecléctico en su sonido, pero donde se aprecia una mayor energía que en las obras anteriores de la banda. También a ratos su textura es más rockera, pero sin olvidar matices electrónicos, cosa que el grupo siempre utilizó para hacer más complejas y ricas sus composiciones. Prácticamente no tiene desperdicio. Pasemos a comentar sus canciones una a una.

ANÁLISIS DEL DISCO.
1. “Tentación”: Comenzamos con la escucha de la canción título. Sensual, con leves toques de funk en sus matices, con esta composición se nos presenta Rafa ante el micrófono, demostrando haber alcanzado la plenitud como vocalista. Los coros femeninos le añaden más insinuación a esta canción, cuya letra también tiene su aquel.

2. “Fueron los celos”: Canción taciturna, nocturna, con aire de malditismo y lamentación. Así podríamos definir a otro de los pasajes memorables de “Tentación” que es “Fueron los celos”. Se nota mucho la labor de los acordes de la guitarra de Mario Martínez, que aportan el carácter exacto y muy medido que exige una letra tan dolida como ésta. Rafa está muy bien en su interpretación vocal para entonar este ejercicio de reflexión y meditación ante el descontrol sentimental que pueden provocar ciertas situaciones.

3. “Ella es un volcán”: Sin posibilidad de discusión, “Ella es un volcán” es la canción que más ha quedado para el recuerdo de “Tentación”. Creo, según me pareció leer de pasada en la biografía de Adradós, que la inspiración era la periodista Cristina Tárrega, con la que Rafa tuvo una relación por entonces. El caso es que “Ella es un volcán” es una canción rockera, muy enérgica, con unas estrofas inquietantes, donde destaca la contundencia brutal del bajo de Luís Bolín, con mil y un arreglos de producción electrónica, que rompe en un estribillo guitarrero que incluye unos acordes de guitarra eléctrica inconexos a cargo de Mario Martínez justo después de que Rafa diga “Sabes que no me convienes”, que son de los mejores aportes que el guitarrista de La Unión ha hecho a la largo de la historia de la banda; muchas veces no hace falta un solo de guitarra épico para demostrar la genialidad de un guitarrista y Mario aquí lo deja patente. El videoclip, con imágenes superpuestas de mujeres descocadas, volcanes en erupción, y el grupo tocando y bailando, sufriendo un frenético movimiento de cámara, aunque no es muy atemporal, sin duda es acertado y gusta de verse una y otra vez. Canción que en definitiva es una oda a una amante que te deja sin aliento. A ratos es mi favorita de toda la discografía del grupo. Vale su peso en oro y ya por sí valdría por todo el disco, pero por fortuna está muy bien rodeada por sus compañeras de obra.

4. “Si tú quisieras”: Brutal cambio de tercio. Pasamos de lo carnal a lo sentimental. La melodía de piano preside la 4ª pista de “Tentación”. Quizás la canción más bonita de todo el disco sea esta “Si tú quisieras”. Recuerdo que yo la descubrí en directo viendo a La Unión a finales de septiembre, comienzos de octubre de 2004 en las fiestas patronales de Torrejón de Ardoz. De primeras escuchas ya me cautivó. Una canción con una letra romántica, sentida y preciosa. ¿Ñoña? No sé, si ustedes la quieren calificar así, verán; yo en todo caso creo que es fabulosa y una de las mejores baladas del repertorio de siempre del grupo. Elegante en su sonido, sobre todo por el piano y lo bien aderezados que están el resto de instrumentos (Mario Martínez tiene un buen solo de guitarra en el tramo final), y brillantísimo Rafa en la voz. Imprescindible, al menos para mí. Canción de amor, o mejor dicho de desamor y abandono, que siempre quedan tan bien. “Hoy no habría corazones rotos si tú quisieras”, si lo dice Rafa Sánchez, así sea.

5. “Dámelo ya”: En “Dámelo ya” podemos encontrar un tema de factura muy “La Unión”, podríamos decir. Es de esas composiciones ligeras de pop rock, en este caso con elementos de viento añadidos, que han facturado tradicionalmente estos madrileños y que de alguna manera podría definir muy bien su estilo. Rafa está juguetón al micrófono, demostrando saber ajustarse a las necesidades de cada uno de los temas de “Tentación”, disco que podemos estar escuchando realmente variado. Ahora toca relajarse y narrar todas esas historias que desembocan en esa expresión que da el título a esta composición.

6. “Llámame”: Más contenido explícito en “Llámame”, tema recurrente en la discografía de La Unión, sobre todo en sus primeros discos. Podemos recordar fácilmente “Amor fugaz” (que se volvería a poner de moda con “Tren De Largo Recorrido”; recuerdo una versión personal de Miqui Molina en la serie “Lleno Por Favor” que era de traca) y “Llámame” podría ser una hermana menor. El sonido de esta pista es ciertamente funk y movidito, con un estribillo casi sigiloso “Si te encuentras perdido como yo, no conoces a nadie nena, tú podrás encontrarme en esta dirección”. Ahí queda la invitación de Rafa; más de alguna en aquellos días hubiera matado por ello.
7. “Revolución”: Vuelven los sonidos de viento para completar a “Revolución”, un tema vigoroso y potente, de buena factura rock. Tiene acertados pasajes de real intensidad, sobre todo en ciertos puentes entre estrofa y estribillos. El viento acapara el protagonismo, pero también podrán apreciar una buena labor de Mario Martínez a la guitarra eléctrica que apuntala el carácter rockero.

8. “Más dura será la caída”: Recordándome a una de las últimas películas de Bogart (de hecho creo que la última que hizo), “Más dura será la caída”, se nutre de unas notas de guitarra eléctrica y teclados contundentes y muy marcados, que dan lugar a otra pieza de factura claramente rock. Buenos giros, llenos de intención, en la melodía al afrontar el estribillo. Quizás de primera no llega, pero con el paso del tiempo se recuerda muy bien a esta canción dentro del conjunto, con la complicación que eso supone al estar acompañada de ejemplos como “Ella es un volcán” o “Fueron los celos”.

9. “Nana”: Con “Nana” La Unión ofrece, más allá de la obviedad que puedan suponer por su título, un pasaje ensoñador, onírico, ilusorio, lleno de sensualidad y relajo. Los arreglos electrónicos en la producción juegan a su favor además de la sutil y sugerente línea de saxofón. Es una rara avis dentro de “Tentación” y que supone una parada entre los 2 temas tan rockeros y contundentes previos y la vivacidad de la que tomará el relevo. Muy agradable de escuchar, sobre todo si están dándole un repaso a esta obra bien tumbaditos o sentados en un sillón de su casa.

10. “Santa María”: “Santa María” es quizás la canción más vitalista y animada de “Tentación”. Es un tema de rock luminoso, enérgico, lleno de buenas vibraciones. No está nada mal y en otros discos de La Unión sería de los mejores capítulos, pero lo que pasa es que dentro de “Tentación” el nivel es muy alto y por eso quizás sea de los pasajes que se les pueden olvidar como se me descuiden.

11. “Berlín”: Tengo sensaciones encontradas con “Berlín”. Es un cierre de obra excepcional, si intentamos ser objetivos. Es una canción fuertemente melancólica, quizás la que más del disco, y su intensidad es descomunal. Sin embargo, a ratos me parece demasiado subida de vueltas en sus sensaciones. ¿Saben qué es lo que me ha hecho oírla con mejores oídos?: la versión en directo de “Tren De Largo Recorrido”. Además de dedicársela muy sentidamente a Iñigo Zabala por parte de Rafa, los coros del tramo final que dicen “Sobre los dos”, quedan muy bien en la mezcla del directo, mucho más logrados de lo que resultan en esta versión de estudio. Es bonita, sin duda, pero es tan sumamente melancólica que te deja quizás algo raro para finalizar el disco. No sé, serán cosas mías, pero así lo siento. De ahí que a ratos me guste y a ratos algo menos. El estribillo es sencillo, pero logrado “Llueve, llueve. Llueve en Berlín, mi amor”; Rafa se encarga de que suene muy bien, moviéndose en un registro vocal, roto en sentimiento, muy logrado.

RESULTADO, CONCLUSIONES Y REFLEXIONES.
¿Qué resultado tuvo “Tentación” para La Unión? Pues simple y llanamente que fueron uno de los grupos de más éxito y aceptación de la primera mitad de los 90 y que prácticamente hasta comienzos de los dosmiles estuvieron en un primer plano del panorama. Fueron la banda que mejor pasó quizás el corte de los años 90 proviniendo de los 80.

Con el disco “Tren De Largo Recorrido”, en directo de la gira de “Tentación”, el grupo terminó de dar el golpe. Anexo hay que decir que Rafa era igualmente uno de los símbolos sexuales de deseo más claro para las jovencitas de aquellos días, y eso, como saben, siempre ayuda, al margen de que la música también fuera cojonuda.

De aquí en adelante, el grupo seguiría editando discos que seguirían anotando al menos un clásico reconocible por todos en cada uno de ellos. Véase “Hermana tierra” de “Psychofunkster Au Lait”, “Negrita” de “Hiperespacio”, “Humo” de “Fluye”, “Mala vida” del disco homónimo de 1999 o “Vuelve el amor” de “El Mar De La Fertilidad”. Una década de éxitos que se extendió desde este punto álgido que supuso “Tentación” y los 3 primeros años de los 90, aunque el éxito le venía de antes al grupo.

Este disco, de portada con elegante foto en blanco y negro del grupo, supone un conjunto variado, equilibrado y de muy alta exigencia de canciones en casi todos sus capítulos. Como álbum exitoso dentro de comienzos de los años 90 también tiene su importancia y para explicar en parte el fenómeno musical que supuso La Unión en esos días.

De nuestro programa de radio, decir que tenemos pendiente subir el programa-entrevista a The Crow Project, lo cual haremos casi de inmediato (probablemente hoy) y el programa sobre “Reggatta De Blanc” de The Police (lo cual haremos en esta semana). Dispondrán de ellos en Ivoox en breve. Esta tarde haremos programa en directo a las 16.00h en RUAH sobre “Casting Shadows” de Wolfsheim. Los 2 próximos miércoles y al sábado siguiente lo que podrán escuchar será el programa sobre “King For A Day, Fool For A Lifetime” de Faith No More. Los horarios de emisión los pueden ver en la parte superior del blog (creo que está bien clarito) y para escucharlo llegada la hora, pinchen sobre el mismo cuadradito y serán llevados a la emisión on-line de las emisoras donde sonamos.

3 comentarios:

jairo F.Quindós dijo...

a mi tambien como bien dices se me quedo la cancion de ella es un volcan y es curioso de nuevo otro analisis que me enseñaa, desconocia lo de la Tarraga como inspiracion de Adrados en fin gran analisis y un abrazo rojiblanco

Gil_Galad dijo...

Curioso: "La Union" fue uno de mis grupos favoritos durante mi adolescencia. De hecho llegué a ser un auténtico fanático de ellos. Un amigo me dejó el tercer vinilo del grupo: "4*4", que tenía una portada preciosa, con una foto tomada a una chica desde abajo, mientras mueve su falda.
Este pedazo de disco pop me llevó irremediablemente a los dos primeros discos del grupo: "Mil Siluetas" y "El Maldito Viento". Estos tres primeros discos estaban producidos por Nacho Cano y Rafael Abitbol y tenían un cuarto miembro, el teclista Iñigo Zabala.
Estos dos primeros discos son auténticas joyas pop, con influencias nueva oleras de la época.

Si alguien tiene ganas de buscar, recomiendo una canción menos conocida que "Sildavia" o "Lobo Hombre en París" del primer disco, la que le da título al disco: "Mil Siluetas".
Respecto a "El Maldito Viento", recomiendo vivamente "Altos y Frondosos", la canción que más me gusta de "la Unión".

Sin embargo, a partir de "Vivir al Este del Edén", llegó un sonido más comercial y el comienzo de la explotación de la imagen de Rafa Sánchez como símbolo sexual...sus canciones ya no me enganchaban tanto...
Este disco, "Tentación" fue el último que me compré en vinilo de este grupo y nunca me convenció. El sonido era mucho más guitarrero, pero para mí las canciones habían perdido magia..la estética de Rafa Sánchez me parecía una copia entre Willy De Ville y el "Violator" de Depeche Mode (básicamente, por tanta rosa roja que llevaba)...quizá "Santa María" es la canción que más recuerdo de este disco, una hermana pequeña del "Maracaibo" del disco anterior.
Es cierto que con "Tren de Largo Recorrido" consiguieron ser quizá el grupo español más exitoso de la primera mitad de los noventa, y eso que venían de los ochenta...a partir de "PsycoFunkster Au Lait" comencé a perderles la pista...

En fin, como comentaba, para mí, sus tres primeros discos son unas joyas del sonido pop de los ochenta, aunque para mi gusto se perdieron con los años por caminos más comerciales....

Por cierto...un grandísimo directo. Los ví dos veces en directo y Rafa Sánchez sabía como cautivar al auditorio. Si puedo, en esta gira volveré a verlos...

Como siempre, un análisis muy detallado e interesante.
Enhorabuena por el blog.

Abacab dijo...

Jairo, cosas que se aprenden en las biografías, siempre muy interesantes. Un fuerte abrazo rojiblanco.

Gil_Galad, es interesante tu comentario y reflexión. Yo aquella etapa no la viví de primera mano, aunque ya tenía uso de razón. Quizás ver su trayectoria en frío con el paso del tiempo no me llevó a verme impregnado por esas connotaciones del papel de Rafa y demás. Sin duda esos discos que mencionas son interesantes, pero en los 90 también hay cosas interesantes ("Humo", por ejemplo, es sensacional). Su directo es genial. Merece la pena ir a verles. Celebro que te guste el blog y comentes las entradas.

A los 2, gracias por escribir.