sábado, 24 de marzo de 2012

Spandau Ballet - Heart Like A Sky (1989)

Es curioso y creo que esto no me ha sucedido en muchas ocasiones en estos 4 años de existencia del blog, pero lo que acaba de pasar es que mientras que iba a retomar un artículo que tenía medio hecho de un disco para publicarlo esta semana (el cual lógicamente se pospondrá a posteriores semanas), el hecho accidental de que dentro del mismo cd recopilatorio mp3 en el que lo tengo exista otro disco y haya empezado a sonar, me ha hecho cambiar de idea y empezar de 0 con un post distinto en el que hablaré del disco que me ha retado a divagar sobre el mismo a medida que recuperaba su escucha que tenía parada desde hace mucho tiempo.

Y tampoco se da el caso de que el que fuera el último disco de estudio de Spandau Ballet “Heart Like A Sky” de 1989 lo tenga desde hace mucho tiempo. Creo recordar que me lo descargué del e-mule hace cosa de 4 años y pico (hilando fino sería en septiembre de 2007). Lo digo abiertamente lo de descargar, ya que este disco está descatalogadísimo y ni siquiera ha sido reeditado en formato deluxe últimamente por eso de que es de otra discográfica distinta a la de los 4 primeros discos del grupo de los hermanos Martin y Gary Kemp, el vocalista Tony Hadley, el batería John Kebble y el saxofonista, teclista y percusionista Steve Norman; así que, no hay otra forma humana o legal de hacerse con el mismo y aunque tengo en formato original todos los cds del grupo, tuve que sucumbir a la piratería para tenerlo de alguna forma.

El grupo se tomó mucho tiempo hasta que editó su nuevo trabajo tras su notable “Through The Barricades” del año 1986. Se notaba que los Kemp estaban pensando ya en otras cosas derivadas de sus gustos por la interpretación y su carrera como actores. La cohesión en el grupo estaba en entredicho, aunque de puertas para afuera no lo pareciera a simple vista. Esto derivó en un disco que a pesar de contar con buenos momentos, carece de fuerza de ensamblaje y carácter de unidad.

Uno de los mejores momentos de la obra fue “Be free with your love”. Estamos ante un tema veraniego, cálido, a ratos tropical y con guiños a los ritmos latinos por esas secciones de viento del final tan animosas. Es una canción que busca agradar y hacer que nos movamos. Su interés no reside en una letra trabajada, ya que ésta es casi una mera excusa para un tema resultón y directo, que a la par es de lo que más se recuerda del disco. El caso del segundo tema del listado es cuanto menos controvertido, ya que “Crashed into love” fue single, pero no se ha incluido en recopilatorios del grupo. Es una pena, ya que estimo que es una balada pop genuina de muy buen gusto y muy bien tratada, con ese estilo elegante de las composiciones de Gary Kemp marca de la casa bien presente y con un toque más emotivo de lo habitual. El videoclip, de ambiente nocturno y con un Tony en el comienzo de su madurez destilando una elegancia y galantería que dentro del mundo del pop pocos pueden alcanzar, es paradigma de los días finales de los Spandau Ballet. En parte esta canción me da cierta nostalgia o lástima ya que tiene un halo como de final, que durante mucho tiempo así sería hasta que el grupo se reuniera contra todo pronóstico en el 2009 y que les pudiéramos ver hace casi justo 2 años en el Palacio Vistalegre; por cierto, en aquel concierto no sé si incluyeron algún tema de este disco en el listado. Ahora no lo recuerdo, pero pueden ir a la crónica del concierto pinchando aquí y compruébenlo por ustedes mismos. Es curioso que cuando mi padre realizaba su programa “Micrófono Abierto Al Fútbol Base” en la extinta Frecuencia Torrejón, había una cuña publicitaria de no sé qué negocio local que utilizaba la siguiente canción del disco como sintonía. Lo gracioso es que “Big feeling” no fue single ni nada por el estilo. Esta composición abunda en ciertos guiños al sonido del nuevo soul de finales de los 90, con mayor o menor acierto según el ojo con el que la vea cada uno. “A matter of time”, siguiente composición de las 9 que nos ocupan en “Heart Like A Sky” (el título del disco se menciona en la letra de “Crashed into love”, que antes se me ha olvidado mencionarlo), se sitúa dentro del sector de las baladas lentas, sinuosas y susurrantes que de cuando en cuando metían Spandau Ballet en sus discos. En parte la podríamos considerar a “A matter of time” como una prima lejana de “Code of love” de “True”. Steve Norman se hace un hueco en el disco como compositor de un tema, en este caso el 5º de la obra, de título “Motivator”, que tampoco es de lo mejor del disco o de los momentos más memorables. Sin necesidad de hacer daño a un tipo tan majete y carismático como es Steve, “Motivator” es un tema pop, luminoso y animado, al que quizás le falta un poquito de gancho en su melodía. No obstante, seamos justos, para nada nos encontramos ante un tema tremendamente horrible.Parte de la lacra comercial del disco fue que la complicada “Raw” fuera escogida como primer single. Este tema que fusionaba soul y cierto carácter rock a partes iguales, no llegó ni a los fans antiguos del grupo ni a nueva gente. Se quedó en tierra de nadie, suponiendo un cierto toque de riesgo para el grupo, que en efecto fue tal y que les vino horrible en unos momentos en los que como ya he comentado había cierta zozobra interna entre sus componentes. “Empty spaces” es una de las joyitas ocultas de “Heart Like A Sky”. Supone otro instante de relajación e intimismo al estilo de lo que “A matter of time” nos mostró unas pistas antes, pero en esta ocasión con un giro más en la rueda de intensidad emocional, lo cual es inestimable para llegar a conformar una composición muy válida y disfrutable. “Windy town” es una canción pop que por momentos gusta y por otros momentos no. Tiene partes o pasajes buenos, pero quizás parte de su melodía flojea en otros instantes. Por lo general no está mal, pero mejor resulta el cierre del disco “A handful of dust”, que en parte toma los bríos derivados de “Crashed into love” para sellar “Heart Like A Sky” con una composición de soul y pop a partes iguales que no está nada mal y que no en vano seleccioné como música de fondo en lo que fue la 1ª temporada de “Discos, música y reflexiones” en la radio.

El que definitivamente fuera el último disco de estudio de Spandau Ballet fue por lo general un fracaso. Quizás el grupo había estado demasiado tiempo meditando en editar el nuevo material y también éste salió a la venta en unos días en los que los años 80 comenzaban a decir adiós y muchos grupos de la década habían entrado en clara decadencia; a sus rivales Duran Duran, con notables cambios de componentes en su formación, no les iba mucho mejor.

Con una última gira que trajo al grupo en febrero de 1990 a Madrid, Spandau Ballet terminaron despidiéndose y comenzarían los malos rollos entre ellos, con ciertas disputas legales que se producirían en años posteriores. Los Kemp se dedicarían a ejercer como actores (destacable fue el papel de Gary Kemp en “El Guardaespaldas” de la recientemente malograda Whitney Houston, donde interpretó a Shy, manager de la artista), Tony Hadley a iniciar una discretita carrera en solitario y a Kebble y Norman a pasar al olvido. No hace mucho, el grupo hizo las paces y nos regalaron una gira de grandes éxitos que fue memorable. El concierto que viví hace ya 2 años es de los mejores a los que he asistido en mi vida.

Resumiendo el asunto de “Heart Like A Sky”, digamos que es un disco que peca de inconsistencia o ensamblaje entre sus piezas, como de alguna forma también le sucedía al “True” de 1983. Lo que pasa es que aquí no hay ningún “Gold” o “True” para dignificar más el resultado y lo que resulta es un disco que después de todo no está tan mal, y que ofrece algo más de media hora de música que solamente chirriará en la arriesgada “Raw”; pero incluso a esta canción se le termina cogiendo el punto. Personalmente, hubiera gustado más cosas de este lp en aquel concierto casi perfecto de marzo de 2010 en el Palacio Vistalegre.

Una vez más defendemos un disco olvidado y machacado por las críticas (2 estrellas en Allmusic por ejemplo; sí que entendemos que se le diera palos por su portada tan insulsa con ese esbozo de retrato en tonos azules) y lo hacemos desde la sinceridad, afirmando que no nos resulta desagradable ponerlo de cuando en cuando; de hecho, el que lo haya escuchado por casualidad y me haya lanzado a escribir sobre él cuando no estaba previsto, supongo que será indicativo de algo a su favor, ¿no?

Esta semana en nuestro programa de radio el miércoles a las 23.00h en RUAH y una hora más tarde en &radio, podrán escuchar el Especial Pink Floyd sobre su disco “Animals”. Más importante es que esta tarde a las 16.00h en &radio no se pierdan el Especial Alaska Y Dinarama que haremos en riguroso directo durante un par de horas. Habrán comprobado que los programas sobre Talk Talk y Katy Perry ya están subidos a nuestro perfil en Ivoox, tal como comentamos en nuestros perfiles en las redes sociales.

3 comentarios:

Muñekita Cat dijo...

Ola!! tu blog está genial, me encantaria enlazarlo en mis sitios webs. Por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiar ambos con mas visitas.

me respondes a munekitacate@gmail.com

besosss

Emilia

Schani Beat dijo...

La verdad es que este disco fue el canto de cisne de Spandau Ballet. Como bien dices los hermanos Kemp tenian la cabeza en otro lado. Los tres años que pasaron desde "Through The Barricades" pesaron y mucho. El cambio de Chrysalis a CBS jodió mucho al grupo. "Through The Barricades", a pesar de contener la mejor composición de Gary Kemp-el tema titular- no llego a los primeros puestos de venta en UK ... En la segunda mitad de los 80´s todos los grupos del synth-pop entraron en decadencia al intentar sonar mas rockeros (para entrar en el mercado norteamericano), todos excepto Depeche Mode, que disco a disco crecieron y lograron triunfar masivamente en USA, paradojicamente sin casi rozar una guitarra.

Volviendo a Spandau Ballet: "Raw" se edito como single y maxi en Septiembre de 1988, yo recuerdo que me costo mucho encontrar el disco y paso casi un año hasta la edición de "Be Free With Your Love" y "Heart Like A Sky" en Septiembre de 1989. "Raw" no fue promocionado. El error fue no promocionarlo ni editar un álbum a finales de 1988, los Kemp estaban metidos de lleno en el rodaje del film "The Krays". Yo no considero que "Raw" fuera una mala canción: era una vuelta a sonidos más bailable con las influencias de guitarras más duras de "Through The Barricades".

"Be Free With Your Love" lo tenía todo para ser un éxito al final de verano en ese año 89, pero nuevamente CBS no hizo nada por promocionar el single. Además en ese momento el mundo musical del Reino Unido estaba pendiente del sonido Manchester. Tambien pesaba que desde 1985, los fans originales de Spandau Ballet, gente del ambiente de club donde se formó la banda, de gustos musicales más vanguardistas, les habian dado la espalda trás el ascenso comercial de la época 1983-1984 y cuando el grupo era pasto de portadas de revistas para quinceañeras.

Es una pena, "Heart Like A Sky" es una vuelta al soul elegante de su etapa intermedia después de los intentos AOR de "Barricades". Pero como indicas bien las canciones no llegan a la altura de sus clásicos. Las fotos interiores del disco, tomadas en una playa británica, en blanco y negro -muy a la moda de la época impuesta por las fotos de U2- tienen un aire de tristeza que increiblemente transmiten el final de la banda que está a la vuelta de la esquina.

No se si volveran de nuevo... Pero sí se plantean una versión actualizada de este disco, sera un error. Spandau Ballet no volveran a la cima de las listas, dominadas por las "divas" y demás mierdas comerciales. Si vuelven, en mi opinión, deverían mirar a sus origenes y hacer algo así como han hecho sus rivales de Duran Duran con su aclamado disco "All You Need Is Now" de 2010.

Saludos. Schani Beat.

Abacab dijo...

Muñekita Cat, tienes total libertad para enlazarlo, pero yo ya no pongo más banners en los laterales, ya que tengo el blog muy saturado. Valoro mucho tu interés.

Schani Beat, me ha gustado mucho tu comentario. Aportas unas apreciaciones o reflexiones de lo más interesantes que completan el artículo de forma inestimable. Tengo pendiente escuchar el "All You Need Is Now" de Duran Duran, que todo el mundo dice que es muy bueno. A ver si me pongo con ello.

A los 2, gracias por escribir.