viernes, 16 de septiembre de 2016

Fundación Tony Manero - Superficial (2014)

ANTECEDENTES E INTRODUCCIÓN.
Retornamos a la actividad tras los necesarios 2 meses largos de asueto que nos tomamos en “DMR”. De momento retorna el blog y en cosa de un mes comenzaremos la 8ª temporada de radio de nuestro proyecto. Como ya he hecho en los últimos años, los primeros artículos de servidor de ustedes versarán sobre la revisión de los discos que voluntariamente he querido que formaran parte de mi pasado verano. Y, aunque el verano en sí comienza a despedirse, creo que todavía es época apropiada para el disco que hoy propongo.

La Fundación Tony Manero es un grupo que me interesó desde que se hicieron archifamosos por el anuncio de un coche en el que su tema “Supersexy girl” era la banda sonora. Ya saben que aunque no soy un obseso del género, sí que soy admirador del funk y creo que este nutrido grupo de Barcelona es un elegante ejemplo de la religión funky de nuestras tierras.

2014 vio el lanzamiento del primer disco del grupo desde que editaran el ambicioso “Pandilleros”, disco que era la banda sonora de una película que no llegó a rodarse (al menos a fecha de hoy). Un disco extenso, con momentos aprovechables, que precisaba de generosas escuchas y paciencia para cogérsele el punto necesario. “Superficial” es el trabajo con el que este grupo formado por Paquito Sex Machine y Miguelito Superstar a las voces, Lalo López a la guitarra, Deliciosa Smith al bajo, Marc Benaiges a la batería, Tom Johnson al trombón, Mr. Paco Manzanares en los teclados, Marçal Muñoz a la trompeta y Ginés Brown al saxo, retornan apostando clara y completamente por las letras en español.

“Superficial” es un disco directo, bailable, fresco, divertido y a ratos picante. Es un buen retorno a la actividad discográfica para la Fundación que demuestra un buen estado de creatividad musical. A nosotros nos gustó mucho desde que lo catamos por primera vez, que coincidió en época con la presentación oficial del disco en Madrid en la sala El Sol, cuya actuación cubrimos de primera mano realizando una extensa crónica posterior.

Para un viaje que hice a finales de julio/comienzos de agosto al sur de Gran Canaria me propuse que fuera uno de los discos que formara mi banda sonora de esos días, para ya de paso refrescar su escucha y afrontar este post que tenía pendiente desde hace ya mucho tiempo. Pasemos ya a ver el contenido conciso y directo que ofrece “Superficial” canción a canción.

ANÁLISIS DEL DISCO.
1. “Lo haces tan bien”: Canción de sonidos exóticos y cálidos (muy veraniega) y con formas sensuales para comenzar el disco. “Lo haces tan bien” apuesta por los tonos en cierto falsete de las voces del grupo y a lo largo del tema Miguelito y Paquito se lucen como es debido. Es una canción llevadera, de cierto toque hedonista y que es perfecta para dejarse llevar como buenamente vean por sus notas. Entra bien desde la primera escucha. Una de mis favoritas del disco.

2. “Inevitable”: Del exotismo de “Lo haces tan bien” pasamos al sonido funk más clásico que supone “Inevitable”, uno de los singles del disco (de impagable videoclip), en el que la sección de viento de FTM comienzan a hacerse notar. Pegadiza, con un buen estribillo que se queda bastante rápido en la memoria y que te asalta desde el subconsciente en el momento del día que menos te lo esperas. Ayuda a sellar un arranque de álbum de alta exigencia.

3. “Despacio”: Con “Despacio” la Fundación se mete en lo explícito en lo que a la letra se refiere. Con sonidos electrónicos interesantes dentro de un cierto ritmo sincopado, entramos en uno de los temas más calientes del disco. “Quítate la ropa despacio, más despacio” canta el grupo en coro en el estribillo, en una canción que ofrece un ritmo más lento para frenar el éxtasis del binomio de arranque.

4. “No se oye nada”: Ahora toca un tema ciertamente experimental en el que la banda hace un reproche a su sección de viento de forma reiterativa, y la sección responde en consecuencia con unas notas rigurosas a modo de batalla entre voces y vientos que resulta cuando menos curioso.

5. “Me enciendes”: Aquí llega el otro tema caliente del disco tras “Despacio”. “Me enciendes” ofrece nuevamente en la letra una fuerte carga sensual. El sonido es más gamberro y descarado que el de “Despacio”. Nuevamente las notas de viento se hacen notar bien en las partes instrumentales. Presten buena atención a la letra y la descripción de sensaciones que encadena.
6. “Chica B”: Arranca la cara “b” y FTM demuestran ser unos chicos espabilados situando a la “Chica B” como canción de arranque. Es uno de los temas más accesibles y pop del disco. Paquito Sex Machine nos ofrece otro de sus mejores pasajes al micrófono del disco (a ratos replicado por vocoders), sellando un pequeño clásico ya a estas alturas del repertorio de la Fundación. Sin duda “Chica B” es uno de los temas destacados de “Superficial”, o al menos eso opinamos humildemente. Destacamos mucho el trabajo de las notas del bajo de Deliciosa Smith, muy notable en la mezcla.

7. “Tus piernas”: A estas alturas del disco llega un tema potente y acelerado como es “Tus piernas”. Buen ejercicio del funk más setentero y clásico que nos puede ofrecer la Fundación Tony Manero, con todo el personal funcionando a pleno pulmón cada uno en su faceta.

8. “Alma 808”: Tras el frenesí de “Tus piernas” llega el momento íntimo del disco gracias a “Alma 808” en el que a Paquito le acompaña Ikah. Lenta y sensual balada, para ofrecer un capítulo de reposo y relajo extremo dentro de un disco que dentro del género funk, como estarán comprobando, está lleno de matices y giros dentro del estilo.

9. “Un domingo más”: El capítulo final en sí lo supone “Un domingo más”; tranquilos, que hay un notable epílogo después. En “Un domingo más” FTM afrontan de nuevo el lado más accesible y pop de su funk. Canción divertida, que aborda el tema de la dura resaca tras un sábado noche potente, y que contó con un videoclip muy divertido y veraniego que me da la razón a la hora de haber escogido el disco para mi viaje a la Playa del Inglés de Gran Canaria. Una buena forma de ofrecer la última canción en sí del disco.

10. “D.W.M.F”: El epílogo lo supone la deliciosa instrumental “D.W.M.F.”. Creo que es el broche perfecto, ya que melódicamente es muy acertada y solamente se ve acometida por unos tímidos vocoders que se atreven a poner la nota curiosa a la estructura instrumental al uso. Me agrada bastante. No sé si había en mente ponerle letra o su concepción era la que ha resultado.

RESULTADO, CONCLUSIONES Y REFLEXIONES.
Nosotros vimos al grupo presentar el disco en Madrid. El concierto fue un gran éxito y se pudo ver que los nuevos temas no tenían nada que envidiar a clásicos del grupo como “United soul” o cualquier otra, por mucho caché que tenga dentro de la historia de FTM. Eso lo noté de primera escucha en directo y creo que pone de manifiesto el buen resultado de “Superficial”. La portada es muy colorida, con un collage de formas y siluetas entre las que se ven gafas de sol, varitas de mago, cajetillas de tabaco, etc..

Creo que dispone del número exacto de canciones, 5 por cara, y que dentro de sus 10 temas hay los suficientes giros y matices para que el disco no aburra en ningún momento. Tras no demasiadas escuchas es fácil hacerse a él y disfrutar cada una de las estaciones del viaje sonoro que nos propone. Los temas más accesibles están perfectamente escalonados para que se alternen a la perfección con los más experimentales y de melodías menos evidentes.

El grupo sigue en la actualidad celebrando sus 2 décadas de funcionamiento y por motivos personales nos perdimos la fiesta que seguramente supuso su concierto de este 2016 en la sala Arena de la calle Princesa. Veremos cuál será el siguiente paso discográfico del grupo, pero creo que “Superficial” es el ejemplo de por dónde debería transcurrir el futuro nuevo disco del grupo. Hay acierto instrumental y melódico, contención creativa y síntesis. ¿Resultado? Un disco muy aprovechable y disfrutable. Si esto es ser superficial, ¡pues que viva lo superficial!

No hay comentarios: