sábado, 23 de febrero de 2013

Manic Street Preachers - The Holy Bible (1994)

INTRODUCCIÓN Y ANTECEDENTES.
Quizás “The Holy Bible” sea el disco más rockero e intenso de la trayectoria de Manic Street Preachers. En todo caso, uno de los más contundentes sí que lo es sin duda alguna. En su 3er. trabajo el grupo comandado por James Bradfield dio un golpe en la mesa en los días en los que el grunge dominaba las tendencias. La verdad es que no les quedó mal.

Bien es cierto que los Manics donde más rockeros se mostraron fue en sus 3 primeros discos, ya que “Generation Terrorists” y “God Against The Soul” tenían su dosis generosa de guitarras, pero en su 3er. álbum lo que cambió fue que se introdujo un toque a las canciones de mayor contundencia y melodías con más mala leche.

Es importante mencionar el dato de que este sería el último disco que el grupo editó en su formación de cuarteto, antes de la desaparición de una pieza clave en la composición dentro de Manic Street Preachers como era Richey Edwards. Completaban el cuarteto, como ya sabrán, Sean Moore a la batería y Nicky Wire al bajo.

ANÁLISIS DEL DISCO.
1. “Yes”: El disco comienza con sonidos más del estilo medio, con una buena pieza en el sentido rítmico. “Yes” no desentona dentro del repertorio de clásicos del grupo. Tiene un desarrollo o puente hacia el estribillo con un punto muy bueno. Las guitarras suenan a rock sin más y aunque la intensidad del tema está por debajo de otros momentos del disco, salvo en sus últimos segundos, supone una directa y acertada apertura de disco. De hecho es de mis favoritas.

2. “Ifwhiteamericatoldthethruthforonedayit’sworldwouldfallapart”: Si se toman la molestia de separar las palabras que forman parte del todo del título de la siguiente canción y lo traducen, verán que a los Manics les daba lo mismo que en América no les miraran con buenos ojos. Con un ritmo y melodía que toma notas por todos conocidos en el estribillo, para remarcar en la letra “no hay color negro en la bandera de la Union Jack, hay mucho blanco en las barras y estrellas”; chúpate esa. El tema desprende intensidad, denuncia y, claramente, valentía. Se van viendo de paso las formas potentes de este “The Holy Bible” en “Ifwhiteamericatoldthethruthforonedayit’sworldwouldfallapart”.

3. “Of walking abortion”: Se sigue recrudeciendo el sonido en “Of walking abortion”. Además, podemos comprobar en la canción que las letras no quieren sonar huecas. Bradfield canta con fuerza y bastante entrega, lo cual ha ido en aumento desde la primera canción. El sentido de “Of walking abortion” es agrio y ya casi de forma definitiva nos hemos podido generar la idea de contundencia que en general va a desprender el álbum al que pertenece.

4. “She is suffering”: Es necesario levantar el pie del pedal de la intensidad y agresividad, y por ello ahora Manic Street Preachers intercalan el medio tiempo que supone “She is suffering”, que no por ello tiene un sentido o enfoque más luminoso. Es una canción que desprende cierta melancolía, por lo que su título no lleva a engaños.

5. “Archives of pain”: El sonido de “Archives of pain” es claramente heavy o metalero en ciertos detalles que podemos escuchar desde sus primeros segundos. Luego, la canción atraviesa momentos de potencia y otros pasajes de parada. Las guitarras eléctricas se ven que están muy afiladas y las bases rítmicas muestran a partes iguales contundencia en el sector del estribillo con mala leche subliminal en las estrofas. Como pueden ver, más y más bilis e intensidad. Para terminar con “Archives of pain”, quiero destacar un solo de guitarra muy bueno que hay en el tramo final.

6. “Revol”: Comienza “Revol” con un bajo que casi me recuerda a “A forest” de The Cure. Lo que pasa es que luego cambia la cosa. El sentir que transmite es más luminoso, dentro de la intensidad instrumental que no se deja de lado. Aquí también hay sitio para el contenido político en la letra, en la que no podemos pasar por alto que Lenin y Stalin tienen sus menciones. “Revol” suena juvenil y enérgica. Perfecta para captar a cualquier adolescente inconformista.

7. “4st 7lb”: “4st 7lb” muestra cierta rudeza en algunos pasajes, pero realmente no destaca particularmente dentro de “The Holy Bible”, siendo mucho más memorables otros momentos del disco. Quizás sea que no es de los temas más intensos, por mucho que si la insertáramos en “This Is My TruthTell Me Yours” nos sonara incluso brutal.
8. “Mausoleum”: En sus primeros momentos “Mausoleum” suena amenazante. La 8ª canción del álbum utiliza la reiteración en su estribillo para dar sensación de fuerza y contudencia, que ya de por sí tiene sin necesidad de más artificios. La distorsión se utiliza de forma hipnótica en ciertos instantes de este otro ejemplo de rock intenso y directo con el que Manic Street Preachers decidieron apuntalar su 3er. disco.

9. “Faster”: Parecida a la anterior “Revol”, llega “Faster”, siendo una canción que tampoco engaña en su título, ya que es realmente acelerada. También destaca por ser una de las piezas que se sitúan en el sector de sonido más optimista del disco. También hay que decir que “Faster” tiene su encanto por la emotividad que transmite en su estribillo.

10. “This is yesterday”: Llega la canción más tibia y sosegada del disco. “This is yesterday” puede ofrecernos una pista o antecedente de lo que Manic Street Preachers desarrollarían en discos posteriores. Choca realmente dentro de “The Holy Bible”, pero quizás por eso destaca y llama mucho la atención, dejando de lado que también es una pieza bonita y llevadera.

11. “Die in the summertime”: Ahora es el turno de mi canción preferida de “The Holy Bible”. La épica domina a “Die in the summertime” y ya saben que a servidor ese aspecto, bien llevado, en una canción me hace rendirme. Y es que básicamente la épica e intensidad es el encanto de esta canción. El giro melódico que se produce en el comienzo del estribillo y en el puente previo, es una genialidad. Podemos apreciar una fuerte diferencia en las estrofas, realmente metaleras y desaforadas y el estribillo, más rockero en el sentido clásico. Gran canción y uno de los activos individuales más claros de “The Holy Bible” junto a “Yes”.

12. “The intense humming of evil”: “The intense humming of evil” empieza con un sector experimental, que va abriéndose camino hacia lúgubres melodías. Tiene un cierto siniestrismo y mal rollo, pero será un caso de latente tensión que no romperá en muros de guitarras. Podríamos definir a “The intense humming of evil” como un medio tiempo de carácter poco amable.

13. “P.C.P.”: Manic Street Preachers decide finalizar con ritmo e intensidad, pero sin mal rollo o acritud. “P.C.P.” es otra sacudida rítmica, pero en su tarea no busca dejarnos una mala cara. En todo caso, el carácter de “The Holy Bible” ya lo hemos podido experimentar a estas alturas y si acaso “P.C.P.” lo que hace es quitar algo de hierro al asunto en tanto a la mala leche que a ratos tiene el disco.

Bonus tracks.
14. “Drug drug druggy (live)”: El añadido a la edición que tengo es un compendio de temas en directo que abre con “Drug drug druggy”, interpretada por Bradfield de forma algo arrastrada o fatigosa, pero que con todo funciona bastante bien.

15. “Roses in the hospital (live)”: Se escogieron buenos temas en directo para el añadido, ya que “Roses in the hospital”, también del “God Against The Soul”,queda bastante bien tras escuchar “The Holy Bible”. En esta versión podemos apreciar sin duda la valía de este tema. Aquí James se aplica más que en la anterior toma de “Drug drug druggy”, regalándonos algún pasaje memorable en su proceder a las voces y a la hora de hacer enloquecer a una audiencia.

16. “You love us (live)”: Los chicos no quisieron dejar pasar por alto meter “You love us” del “Generation Terrorists”, que, aunque más buenrollera, tampoco desentona como propina en directo a incluir tras un disco como el que hoy nos ha ocupado.

17. “New art riot (live)”: Y para finalizar con la propina en directo, más rock e intensidad con “New art riot”, con sus interesantes paradas y arranques, en la que destaca la velocidad a la que se interpreta en la toma que se nos incluye.

RESULTADO, CONCLUSIONES Y REFLEXIONES.
Para poder calibrar la repercusión de “The Holy Bible”, apuntaré que algunas personas me han comentando alguna vez con motivo de hablar sobre Manic Street Preachers que este disco es su trabajo favorito de la banda. Ya saben que yo no soy muy duro de gustos, pero aprecio el potencial y las intenciones de este disco. Hay unas cuantas canciones realmente buenas, conformando auténticos clásicos del repertorio de los galeses.

Sería “Everything Must Go”, el disco de la resaca emocional tras el varapalo de la desaparición de Richey Edwards, y “This Is My Truth Tell Me Yours”, los discos que más éxito reportarían a la banda. Si el grupo hasta “The Holy Bible” había ido encrudeciendo y enrudeciendo su sonido, tras el 3er. disco decidieron levantar el pie del acelerador para meterse en tiempos más relajados que les acercarían al público más generalista.

En los últimos discos el grupo ha intentado retomar las formas más rockeras, pero no en el sentido tan agrio y contundente que ofrecía este “The Holy Bible”, disco de portada con orondas modelos femeninas, sino moviéndose en terrenos y texturas más parecidos a “Generation Terrorists”. No sé si el grupo sacará un disco tan potente como éste en el futuro; quizás ni les pegue por la edad de sus componentes. Como ítem erosivo dentro de la trayectoria discográfica de Manic Street Preachers tiene mucha importancia y merece la pena dejarse sacudir por sus melodías de cuando en cuando. Muy útil para escucharlo por las mañanas para ir al trabajo, si lo que buscan es espabilarse.

En la radio esta tarde tenemos a las 16.00h, en breves minutos, programa en directo sobre el disco “Construction Time Again” de Depeche Mode. Sintonicen a la hora indicada RUAH en su emisión on-line. Este miércoles próximo (y al siguiente) a las 23.00h y el siguiente sábado a las 16.00h podrán escuchar el programa sobre Tears For Fears y su “Songs From The Big Chair”, pudiéndolo también escuchar en &radio. El programa de Eurythmics y “Revenge” se subirá lo antes que podamos a nuestro perfil de Ivoox.

No hay comentarios: